Saltar al contenido

Consejos para una entrevista de trabajo





consejos entrevista de trabajo

Hoy en día y debido a las dificultades que existen en nuestro país para encontrar empleo, las entrevistas de trabajo son muy difíciles de conseguir por lo que cuando nos enfrentemos a ellas, tenemos que hacerlo de la mejor manera para salir con éxito y conseguir el puesto de trabajo.

Posiblemente, hayas escuchado la importancia de causar una buena impresión en una entrevista de trabajo, ya que es una de las etapas más importantes para poder optar al puesto, en la que el entrevistador nos conocerá personalmente y le ofreceremos a éste varias pistas para que pueda crear una opinión sobre nosotros.

Para que demos una buena impresión no sólo vale con vestir correctamente y adecuadamente, sino que habrá que cuidar aspectos como la postura corporal, las reacciones a situaciones adversas que se den, las situaciones inesperadas, etc., que marcarán la diferencia con respecto a otros candidatos para conseguir el empleo tan deseado.

Consejos para salir airoso de una entrevista de trabajo

Nunca hables mal de tus compañeros y tus jefes de tus anteriores trabajos, ya que aunque hayas tenido malas experiencias con ellos, es conveniente no dar este tipo de informaciones porque podemos causar una impresión de persona poco de fiar.

Llega temprano a la entrevista, es decir, planifica como llegar al lugar donde tendrá lugar la entrevista. Como te podrás imaginar, queda muy mal llegar impuntual a esta cita tan importante, ya que se verá como que no eres una persona organizada y puntual para tu futura contratación. Eso sí, tampoco hace falta que llegues 1 hora antes, con 10 minutos antes aproximadamente es más que suficiente para causar una muy buena impresión en el entrevistador.

Tienes que vestir como si fueras a trabajar, es decir, que vayas de manera formal a la entrevista. Evita en todo momento colores cálidos y opta por el color azul marino, el negro o el gris oscuro, quedan muy elegantes y muy profesionales para tu primer contacto con tu futura empresa. Si eres mujer, no utilices mucho maquillaje, mejor ir natural que sobrecargada.

No preguntas sobre tu salario hasta el final de la entrevista, ya que es mejor centrarse en tus motivaciones personales y expectativas que tendrás con el trabajo. Si muestras interés rápidamente en el salario, perderás bastantes puntos que influirían en la decisión de que te escojan a ti o a otro perfil en la entrevista.

Siempre mantén contacto visual con el entrevistador, no es muy recomendable que mires hacia abajo o que mires hacia los lados. Con este simple gesto, el entrevistador verá que tienes interés en el puesto de trabajo y que tienes confianza y seguridad hacia ti mismo.

Si tienes cualquier duda con la entrevista, pregunta. No te quedes sin preguntar y te vayas a casa con dudas. Piensa que el entrevistador verá proactividad y ganas de optar hacia el puesto con tus inquietudes en forma de preguntas. Con estos consejos que hemos comentado anteriormente, tendrás muchas posibilidades de conseguir el puesto de trabajo y salir airoso de la entrevista, ¡mucha suerte!