Saltar al contenido

¿Sirve LinkedIn para buscar trabajo?





Cuando nos referimos a las redes sociales y profesionales siempre surge LinkedIn, ¿realmente es tan importante esta red profesional como para aparecer en todos los rankings?  La respuesta es sencilla: sí.  LinkedIn te ofrece una serie de oportunidades que ninguna otra red te puede ofrecer de manera completa, tal y como recoge Eduardo Moreno en su blog edulcoro.com todo se resume a once acciones: 

  1. AUTOANÁLISIS. Averiguar en qué se es bueno, muy bueno. 
  2. PRUEBAS GRÁFICAS. Incluir material sugerente sobre lo que destacas (un proyecto, una muestra de tu trabajo) en tu perfil LinkedIn. 
  3. DEFINICIÓN DEL TARGET. Definir en qué tipo de empresa, proyecto, actividad quieres trabajar. Ve tú a por el trabajo, no esperes que el trabajo venga a ti. 
  4. SELECCIÓN DEL MERCADO. Selecciona 50 empresas en las que te gustaría trabajar. No tienen por qué estar en España, pueden ser de fuera. 
  5. Investiga a fondo esas empresas (estrategia, proyectos, perfiles que valoran, etc.). 
  6. Investiga a fondo a las personas que trabajan en esas empresas, en especial a aquellos perfiles que podrían contratarte, que podrían ser tus jefes. Usa la búsqueda avanzada de LinkedIn. 
  7. Invítales a todos a tu red en LinkedIn enviándoles un mensaje personalizado, pero no pidiéndoles nada, sólo haciendo referencia a un conocido común, universidad común, grupo común, o incluso elogiando algún aspecto de su carrera. 
  8. Cuando te hayan aceptado, mándales un mensaje por linkedin o por e-mail invitándoles a tomar un café para compartir su visión sobre el sector, las tendencias, etc. Si no están en tu ciudad, intenta contactar por Skype con ellos. 
  9. Usa esa conversación para averiguar qué les preocupa, qué les interesa, en qué proyectos están metidos, si hay alguna necesidad en la que puedas encajar. Piensa en algo que tú podrías hacer para ayudarle en sus problemas/preocupaciones. 
  10. Identifica si puedes demostrarle con un proyecto piloto o un esbozo de lo que podrías hacer para cualificarte como profesional y que te tenga en mente. 
  11. Repite este proceso con todos los contactos que puedas.

Al final todo se reduce a una simple máxima: demostrar que eres un profesional y que eres capaz de ofrecer un valor concreto y demostrado a la empresa.  LinkedIn supone un esfuerzo con unas grandes oportunidades, ¿estás dispuesto?