Saltar al contenido

Preguntas prohibidas en una entrevista de trabajo

4 enero, 2013




preguntas prohibidas en una entrevista de trabajo

Generalmente cuando vamos a una entrevista es bueno que previamente nos hayamos preparado las preguntas que son susceptibles de que nos hagan, que pensemos y tengamos respuestas argumentadas, no de forma concretísima pero sí de manera general.  También hay una parte muy importante, que es prepararnos las posibles preguntas que nosotros podemos realizar al finalizar la entrevista o cuando el entrevistador nos lo indique para solventar cualquier duda que nos haya podido quedar durante la charla mantenida.  En este sentido, la revista Bussines Insider ha elaborado una lista de las peores preguntas posibles a realizar en una entrevista de trabajo, y es que muchas veces nos preparamos para responder sobre lo que nos pueden preguntar pero no nos paramos a pensar en qué podemos consultar nosotros sin salirnos de la formalidad del proceso de la entrevista.

Según esta publicación, las preguntas prohibidas en una entrevista de trabajo son:

  1. ¿Cuáles son los beneficios que ofrece la empresa y cuántos son los días de vacaciones? Con esta pregunta transmites que el puesto te importa poco y sí tu propio beneficio.  Una empresa busca compromiso.
  2.  ¿Podría contarme más sobre la compañía?  Realmente, esta pregunta es probable que te la haya hecho tu entrevistador antes.  Cuando vas a una entrevista de trabajo es obligatorio conocer la empresa a la que vas, y demostrarlo.
  3. ¿Tendré que trabajar horas extra?  Pregunta totalmente fuera de lugar.  Repetimos, la empresa busca compromiso. Si tú fueras entrevistador y alguien durante la primera entrevista te hiciera esa pregunta, ¿qué pensarías?
  4. ¿Por qué se fue la persona que estaba antes en el puesto?  No es un tema que te concierna, el fin de la entrevista es demostrar que eres la persona que buscan.
  5. ¿Cree que soy una buena opción para el cargo?  De nuevo, esta pregunta debería hacértela el entrevistador pero adaptada: ¿porqué debemos contratarle a usted antes que a otro candidato?  Si tú planteas dudas sobre tu capacidad para el cargo, es muy difícil que el entrevistador te considere idóneo para el mismo.
  6. ¿Cuál es el sueldo?  Este tema peliagudo, es mejor no preguntarlo directamente así.  Generalmente suelen ofrecer ellos mismos una horquilla de salario aproximado, y si no lo hacen, según cómo sea el proceso de selección se puede plantear la sugerencia.
  7. ¿Cuál es la política de la empresa sobre el teletrabajo y la flexibilidad de horario?  Plantear de primeras la flexibilidad horaria suele hacerlo la empresa, no tú.  Deja que el tema lo saque el entrevistador.
  8. ¿Cuánto tiempo toma, generalmente, tener un ascenso?  Tener ambiciones profesionales no es malo, lo malo es plantearlo antes siquiera de tener el puesto asegurado.
  9. Decir “no, no tengo dudas” al final de la entrevista.  De manera habitual, siempre se tienen dudas al finalizar la entrevista.  Y si no las tenemos, es bueno hacer un pequeño resumen de lo hablado: «entonces el puesto conlleva realizar …. y en horario ….»  y ahí plantear todas las dudas.
Preguntas prohibidas en una entrevista de trabajo by

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar