Tres ideas para mandar un curriculum vía mail

1
85

Desde este blog queremos facilitar ideas y herramientas para que la búsqueda de empleo o el poner en marcha tu propio negocio resulten lo más efectivos posible.  Pero no es sólo importante conocer las herramientas sino que es más importante aún ser capaces de utilizarlas adecuadamente, exprimiendo al máximo las potencialidades que nos ofrecen.  Por eso una actuación tan sencilla como es el enviar un curriculum vitae por email debe realizarse de la mejor manera posible.  Generalmente este mail es lo primero que va a conocer de nosotros el reclutador, ¿qué imagen queremos dar?  Está claro, la mejor posible, por eso es fundamental cuidar hasta el más mínimo detalle para evitar cualquier pequeño fallo.  

Lo primero que tenemos que tener claro es que un curriculum vitae que se envía por correo electrónico no debe enviarse sólo, siempre debe ir acompañado de una pequeña carta de presentación que irá incluida en el cuerpo del mensaje. El objetivo de este texto va a ser el de explicar el motivo del envío del curriculum y a la vez hacer valer el mismo. Así pues nos queda claro que la clave número uno es presentar el curriculum y no mandarlo “a pelo”.

Una vez que tenemos claro que hay que presentarlo, tomaremos ejemplo de la estructura e ideas que se transmiten con las cartas de presentación.  Es decir, en el cuerpo del mensaje iniciaremos el texto con un encabezado de cortesía, explicaremos porqué enviamos el curriculum (ha habido una oferta previa o es autocandidatura, si es con oferta especificaremos dónde la hemos visto, si es autocandidatura explicaremos porqué somos profesionales adecuados para esa empresa) y argumentaremos el porqué somos los candidatos ideales para esa empresa o puesto de trabajo (señalaremos nuestras cualidades más representativas o aquellos aspectos de nuestro curriculum  que sean más significativos para la empresa o puesto de trabajo)  Nos despediremos emplazando a que podamos conocernos en persona en una entrevista y finalizaremos la carta.  Deberemos cuidar la extensión (no muy larga), el vocabulario y no cometer faltas de ortografía.

Y por último, revisaremos lo que adjuntamos.  Parece una perogrullada, pero antes de adjuntar el curriculum deberemos hacer tres cosas: revisar el documento (que sea el correcto), darle formato que no sea editable (por ejemplo, PDF) y guardarlo  con nuestro nombre y apellidos, es decir, el nombre del archivo debe ser nuestro nombre y apellidos.  El motivo es bien sencillo, cuando un departamento de recursos humanos reciben miles de mails con miles de curriculums deben guardarlos por el nombre y apellidos de la persona que lo envía, ¿no es más facilitador enviarlo ya con ese nombre?

Con estas simples pautas mejorarás de manera importante tu primera forma de contacto con la empresa, dando una imagen de profesional que se preocupa de realizar una buena presentación.

Tres ideas para mandar un curriculum vía mail by

1 Comentario

  1. Hola. Interesante el post.

    Mi duda habitual suele ser a quién dirigir la carta/correo. Si no conocemos a nadie de la empresa en cuestión, ¿es lógico buscar en el organigrama de la empresa nombres concretos, aunque no los conozcamos de nada? En ese caso, ¿a quién dirigimos la carta?
    Y si no hay organigrama ni nombres ni nada, ¿es útil encabezar la carta con un Estimado Señor o Señora? Tengo la sensación de que todos los correos que empiezan así van directamente a la papelera de reciclaje, nadie lee un correo que no va dirigido a él mismo.

    Saludos y enhorabuena por la web.

    Bernardo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here